Una creación única para la Asociación Monegasca contra la Distrofia Muscular

Para la edición 2013 de Only Watch, la subasta benéfica bianual de relojes dedicada a la investigación de la distrofia muscular de Duchenne, Chopard presenta un modelo L.U.C Tourbillon único, cuyos puentes de los movimientos están decorados con grabados “a filet”, también conocidos por el nombre de grabados “fleurisannes”, un saber hacer tradicional muy particular, típico de la localidad de Fleurier, en el Cantón de Neuchâtel, que hoy en día prácticamente ha desaparecido.

Chopard presenta un reloj único en  Only Watch 2013

Especialidad de la localidad de Fleurier, en la que está instalada la Manufactura de Chopard desde 1996, el grabado realizado a mano, a “filet”, o grabado “fleurisanne”, es un oficio artístico que hoy en día está prácticamente desaparecido, a pesar de que desde el siglo XVIII contribuyó enormemente al prestigio de los relojeros del lugar y llevó el interés por sus piezas incluso hasta China. Este saber hacer tan especial y que requiere largo tiempo, se caracteriza por la realización de decoraciones en relieve sobre piezas metálicas, generalmente los puentes de los movimientos de oro. Lo que lo convierte en algo tan especial es que no consiste en grabar un diseño, sino más bien en esculpirlo, alzando el material que rodea a este último. El grabado “fleurisanne” hace destacar los motivos por medio del relieve. Se trata de una técnica que exige un dominio absoluto de la herramienta, puesto que se requiere un elevado nivel de minuciosidad, y solamente se producen piezas únicas, ya que cada dibujo está enteramente realizado a mano.

Mantener el saber hacer artesanal

La Casa Chopard, comprometida desde hace mucho tiempo en la formación de la nueva generación de relojeros, y deseosa de mantener los antiguos oficios artesanos, ha fomentado entre los especialistas de sus talleres de decoración el interés por recuperar esta antigua técnica de grabado, para así hacer revivir una antigua tradición local. En 2010, y con motivo del 150 aniversario de la Casa, se presentó una primera serie limitada de quince relojes L.U.C Tourbillon, cuyos puentes estaban adornados con motivos florales.

Una pieza única excepcional para Only Watch

Para la edición 2013 de Only Watch, Chopard ha decidido utilizar de nuevo esta técnica del grabado “fleurisanne”, para personalizar el movimiento de una pieza única excepcional, en la que cada uno de los elementos es testigo de la extremada atención que Chopard presta a los detalles en todas y cada una de sus creaciones relojeras. Este L.U.C Tourbillon Only Watch 2013 Edition posee una esfera de oro de 18k rodiada, grabada a mano, y en ella está representado el escudo de armas del principado de Mónaco, rodeado por una molécula de ADN, un recordatorio gráfico de la causa que anima al proyecto Only Watch. Alojado dentro de una caja de titanio de 43mm de diámetro, en la que contrastan las superficies pulidas y cepilladas, el movimiento de manufactura L.U.C 02.17-L también ha sido decorado con una molécula de ADN en el lado de los puentes, utilizando la técnica del grabado “fleurisanne”.