Conozcamos un poco mejor a la firma Guatequecacahuete que con dos simples palabras traslada toque retro, alegría y original a su concepto como firma.

Afrontar con humor y simpatía la vida es fundamental. Y poder afrontar así la moda es un verdadero lujo. Si encima se acompaña con estilo y elegancia, pero sin perder ese punto simpático ¿Qué más podemos pedir?. Sin duda Guatequecacahuete lo tiene claro, diseños de calidad, diferentes, especiales y con esencia de épocas pasadas. Además hace una firme apuesta por las curvas de la mujer – sean las que sean – y se lanza con nombres para sus tallas tan originales como los del titular. Otra pasión de esta marca, el rojo, indudablemente su color emblema. Si quieres conocer más detalles no te pierdas esta entrevista….

– ¿De donde nace Guatequecacahuete y porqué este curioso nombre? ¿De dónde o de qué os inspiráis?

Guatequecacahuete nace en Madrid y gracias al flechazo entre las diseñadoras Eva Arinero y Natalia de Lara. El nombre Guatequecacahuete es la unión de dos palabras, que simbolizan la esencia de la firma.
– “Guateque” por las influencias de épocas pasadas, y porque evoca diversión y alegría.
– “Cacahuete” por las maravillosas curvas de la mujer.
¡¡¡Una rima perfecta!!!

Nos inspiramos en los años 50 y 60. Intentamos que en cada una de nuestras colecciones las inspiraciones sean diferentes. Por ejemplo: Caperucita Yeyé, el Retro-futurismo, también nos hemos inspirado en Sara Montiel, en el siglo XVIII, y para el 2012 apostamos por Lorraine, una mujer al volante de un Cadillac. (puedes ver el video presentación de esta colección un poco más abajo)

– Un manifiesto para trasladar la filosofía de la marca… dejando claro desde el principio. ¿Esta forma es sólo aptas para chicas muy seguras de sí misma

Guatequecacahuete es apto para las chicas que se gusten y que se quieran gustar tal y como son.

– Genial la idea de "renombrar la tallas" – explicadnos como surge la idea y el porqué

Guatequecacahuete no encasilla a las mujeres por sus centímetros, por eso inventamos unos divertidos nombres haciendo que las mujeres se sientan felices con sus curvas.
Nombres como: Súper-P, Yeyé, Chica-boom, Dinamita, Fabulosa y Genial.

– Podéis adelantarnos algunas ideas de vuestra nueva temporada, o incluso para 2012…

La nueva colección se llama “Lorraine Regresa al Pasado” Inspirada en una mujer de los años 50, que arranca su Cadillac y se va con sus amigas en busca de la libertad. Para Lorraine, hemos apostado por vestidos lisos en los colores primarios, y otros de lunares y cuadros, potenciando los escotes y con mucho vuelo, ideal para bailar un Rock and Roll.

– Sobre vuestro diseños ¿Cualquier época pasada fue mejor?

La moda es genial en todas las épocas, pero Guatequecacahuete se queda con los guantes largos y las pestañas postizas.

– ¿Habéis pensado hacer algo para chico? – ¡Siempre lo pregunto!

De momento no está entre nuestros proyectos pero no estaría mal.

– Dónde y sobre qué precios se pueden encontrar vuestros diseños ¿Abriréis tienda online?

Estamos en: Madrid, en la tienda “La Antigua”, Bilbao “Divina Martina”, Gijón “ Rockola Moda”, Sevilla “La Seta Coqueta” y “Travesuras de la Niña Mala”.  Los precios alrededor de 100 €, dependiendo del tejido empleado, ya que es un elemente importantísimo en nuestra firma. En nuestra Web se pueden hacer pedios o también envíanos un email.

– Para una firma como la vuestra qué es más importante… ¿Mucho y variado o poco pero creativo?

Por supuesto poco y creativo.

– ¿Cuál es vuestra opinión sobre la moda de masas? ¿y sobre la moda de alto lujo?

Las dos son buenas y necesarias en el mercado mundial. La nuestra está destinada a gente que busca la exclusividad.

– ¿Como afrontáis como” empresa pequeña" el amplio y competitivo mercado de la moda?.  ¿cuáles son vuestros puntos fuertes?

Trabajando muy duro, incluso pluriempleadas, es complicado hacerse un hueco en la moda, y más complicado es poder conseguir nuestro sueño que es vivir de Guatequecacahuete. Uno de nuestros puntos fuertes es vestir a mujeres con o sin curvas, además de esmerarnos en un diseño fresco, patronaje estudiado y confección minuciosa.