La portada del Príncipe William en Attitude es un pequeño paso para el Duque de Cambridge, pero un gran paso para normalizar y valorar al colectivo LGTB.

Estamos en unos días convulsos en los que se mezclan comportamientos irracionales, con filosofías totalmente antipáticas y reflexiones que no ayudan nada a un colectivo que acaba de ser fuertemente golpeado. Sabéis que este blog no es político, pero no puedo evitar alzar mi voz en repulsa al atentado sufrido en Pulse (Orlando) con 50 víctimas mortales causadas por la homofobia y el radicalismo. Desde este prisma de gafas amarillas es fundamental seguir luchando, no sólo por los derechos de Lesbianas, Gays, Bisexuales y personas Transgénero, sino por su normalización absoluta.

Porque no nos puede , y repito, NO PUEDE, caber ninguna duda de que #LoveIsLove venga de donde venga.

Príncipe William en Attitude (1)

Es por ello que me alegra esta portada que acaba de ser publicada (en un momento crucial y muy necesario). En ella aparece el Príncipe William, sucesor del trono de Inglaterra, con una gran sonrisa. Hasta ahí, todo normal, pero el detalle está en que la portada corresponde a la revista Attitude, que se trata de la cabecera LGTB británica por excelencia. De esta forma el monarca pretende dar su apoyo a un colectivo con el cual mucha gente siente “tolerancia” pero no “respeto”. En esta revista además habla sobre la discriminación y la homofobia poniendo sobre la mesa temas que muchas veces se olvidan. Y hace historia, ya que se trata del primer miembro de la realeza (en todo el mundo) que hace declaraciones públicas de tal carácter.

Esta portada del Príncipe William en Attitude se ha completado con la reunión que ha mantenido con representantes LGTB. En ella han contado sus experiencias sobre acoso o discriminación para que la corona pudiera comprender un poco mejor el duro camino de vida que muchos tienen que pasar. Tras este encuentro el Duque de Cambridge declaró: “Nadie debería ser discriminado por su sexualidad o por cualquier otra razón, y nadie debería tolerar el odio que estos jóvenes han soportado en sus vidas”, que se ha convertido en la frase destacada de la portada. Aquí puedes leer cómo se hizo.

Príncipe William en Attitude (2)

Y sobre todo, el Príncipe William en Attitude lucha predicando con el ejemplo, contra esa tonta manía de “si salgo con gays (o en revistas de gays), ¿pensarán que yo también lo soy? ¿Se dañará mi imagen con esto?”. William afronta todas estas tonterías a golpe de sonrisaza demostrando que la monarquía británica es cada vez más inclusiva y va dejando poco a poco atrás todo el olor a naftalina que muchas monarquías europeas desprenden. Si siempre se ha dicho que los reyes (y príncipes) dentro de una monarquía parlamentaria tienen mas cargo de representación que de imagen, me alegra enormemente que el colectivo LGTB nos veamos también representado, al menos, con su apoyo, consideración, aceptación y respeto.