Una actriz clásica del cine que supo dar vida y popularizar un nuevo “concepto” en la moda, sobretodo en España. La Rebeca famosa gracias a Joan Fontaine.

Joan Fontaine (9)

Joan Fontaine nació en Tokio, el 22 de octubre de 1917. Hermana de la también actriz Olivia de Havilland, pertenecen ambas al mítico Hollywood de los años dorados del cine. Debutó en el cine en 1935, participando desde entonces en bastantes producciones de cine, teatro y televisión. A pesar de esto su fama se la debe a las dos películas que rodó a las órdenes de Alfred Hitchkock : “Sospecha” , junto a Cary Grant , por la que ganaría el Oscar y, sobretodo, “Rebeca”.

Rebeca fue la primera película que Hitchcock rodó en Hollywood a pesar de que casi todo el reparto era británico. Para el papel femenino principal se rechazaron a más de treinta actrices, entre ellas Vivien Leigh, protagonista de Lo que el viento se llevó, y también Olivia de Havilland, que se negó a someterse a las pruebas sabiendo que su hermana Joan también había sido seleccionada. Ambas eran enemigas y rivales, en una enemistad que perdura hasta nuestros días. Al final la  decisión se tomó en el último momento: Joan Fontaine.

[nggallery id=36]

El peso interpretativo de la película recae en gran parte en su personaje, la segunda señora de Winter. Hitchcock puso todo lo nerviosa que pudo a Fontaine en el rodaje, predispuso contra ella a todo el reparto para que no le dirigieran la palabra, lo que potenció la actuación de indefensión y soledad de la protagonista de la película. Fontaine se sentía realmente sola, insegura y aterrada dentro y fuera de la película.

Joan Fontaine (2)Un par de curiosidades: El personaje que da título al film, Rebeca, jamás sale en pantalla y ,por el contrario, a la protagonista, la segunda esposa de Winter no se la menciona jamás por su nombre en la cinta. También señalar que Hitchcok consideraba Rebeca un cuento de hadas en el que una joven de origen humilde se enamora de un caballero de la alta sociedad atormentado por su pasado. El vestuario de la protagonista concuerda con esta premisa y al principio la vemos vestida con la sencillez que equivaldría a la inseguridad de su carácter y evolucionar el vestuario acorde con la confianza que va adquiriendo el personaje a lo largo de la película.

Era necesario todo este preámbulo para hablar de lo que interesa en este artículo que es la popularidad que adquirió una prenda de vestir que aparece con frecuencia en la película y a la que Rebeca dio nombre en nuestra lengua…

El diccionario de la lengua refleja el origen de la palabra:

Rebeca. (Del nombre propio Rebeca, título de un filme de A. Hitchcock, basado en una novela de Daphne du Maurier, cuya actriz principal usaba prendas de este tipo).

  1. f. Chaqueta femenina de punto, sin cuello, abrochada por delante, y cuyo primer botón está, por lo general, a la altura de la garganta.

Joan Fontaine (1)La prenda ha seguido conservando este nombre hasta nuestros días y sigue siendo tendencia, como lo fue en aquellos años cuarenta, en los que se combinaba con un sencillo jersey del mismo tejido y color.

Con su ironía habitual Hitchcock habló de la esencia de Rebeca en una conferencia; dijo que si él hiciera Rebeca en color, “la presencia de la muerta sería representada por un sólo color, lo cual podría ser explotado incluso comercialmente. Piensen por un momento en un color llamado Rebeca y vendiéndose en todas las tiendas”.