¡Leer este post te llevará 5 minutos! ¡A disfrutar!

BERHANYER emerge con fuerza llevando consigo la esencia de Elio Berhanyer y fusionándose con la visión contemporánea de Sergio de Lázaro, su nuevo director creativo.

«Collection +1 AW24/25» es la primera colección de BERHANYER que, inicia un viaje de renovación, y no solo presenta prendas excepcionales, sino que configura los parámetros que definen la vanguardia y la modernidad en el siglo XXI. Este proceso busca la conexión profunda y trascendental con la sociedad contemporánea, marcando un hito significativo en la historia de la moda española.

Sergio de Lázaro lidera esta transformación con los pilares de excelencia, vanguardia y globalidad. Su visión aspiracional busca colocar a BERHANYER en el frente de la moda del siglo XXI.  La clave de esta colección radica en su mensaje provocador: «Romper las etiquetas en el vestir para reconstruir un nuevo dresscode«. Esta declaración de intenciones refleja la visión vanguardista de Sergio de Lázaro y su determinación por desafiar los límites preestablecidos en el mundo de la moda.

Al igual que Elio Berhanyer se reconstruyó a sí mismo tras la guerra, Sergio busca evolucionar la vanguardia de BERHANYER mediante la reconstrucción de patrones y códigos establecidos.  «Destruir para reconstruir» es la consigna que guía cada paso de esta colección. Esta filosofía impulsa a la casa a desafiar lo convencional, a deconstruir las normas establecidas y a abrir paso a la innovación y la creatividad.

Con su nueva colección, BERHANYER no solo presenta prendas de vestir, sino una declaración de principios. Un llamado a la acción para todos aquellos que buscan explorar nuevas fronteras y desafiar lo establecido. Los tejidos, cuidadosamente seleccionados, dan vida a cada pieza de la colección. Desde el lujoso punto de lana merino hasta la ligereza de la seda, pasando por la versatilidad del denim y el popelín, BERHANYER apuesta por la calidad y la variedad en sus materiales.

La paleta de colores, que incluye el enigmático negro, el azul empolvado, el verde aguamarina, el calabaza y los tonos castrenses, añade profundidad a cada diseño, creando una paleta que equilibra la sobriedad con la innovación. Un reflejo de la sociedad moderna que se materializa en cada prenda, donde el diseño y la funcionalidad convergen en armonía.  

Además, la colección abraza una amplía variedad de prendas; desde túnicas a trajes de chaqueta, faldas masculinas, faldas de vuelo, total looks denim unisex o patas de elefante, entre otros. Pero es en las siluetas donde la colección verdaderamente sorprende. Sergio de Lázaro ha explorado extremos tanto en el largo del talle como en el evasé, introduciendo el concepto innovador del «overevasé«. Este término, acuñado por el propio diseñador, representa una ruptura con las convenciones establecidas

Berhanyer

En la pasarela se han visto desfilando a figuras distinguidas como Álvaro Morte, actor español conocido principalmente por papeles en películas y series como La Casa de Papel, reflejando la imagen tradicional del gentleman que vuelve, al fin, con su familia portando un traje sastre mostaza que destaca su silueta por los hombros armados, la orientación variada de los bolsillos para marcar la cintura, y los ángulos rectos donde han roto la solapa en forma de lanza. E

sta nueva era marca un hito al expandirse hacia la moda masculina, reflejando un hombre más sensible y una mujer más consciente de su papel en este nuevo siglo. Las prendas se convierten en manifestaciones de la energía y la pluralidad de la sociedad actual, donde el acto de vestir se convierte en una expresión consciente y arriesgada. La opresión sobre la silueta desaparece, dando paso a siluetas vigorosas que incorporan la sastrería de manera innovadora.

Patrones meticulosamente elaborados, como el construido sobre canesú, formas godet o twist, dando un giro fresco a la herencia del maestro Berhanyer. Los estampados de estilo años 60 se reinventan, fusionando tejidos y formas elípticas, creando un atractivo juego gráfico en los patrones. 

berhanyer

Sergio de Lázaro, tras un año de colaboración con el Museo del Traje en busca de archivo, no solo rinde homenaje a Elio Berhanyer, sino que también destaca la importancia de cada oficio en el diseño de moda. Desde el costurero hasta el patronista, cada pilar contribuye a la creación de prendas de prêt-à-porter que trascienden la mera indumentaria.El cometido de BERHANYER en esta nueva fase no se limita únicamente a la expresión de la moda actual, sino que también abraza la noble tarea de salvaguardar el legado perdurable de Elio Berhanyer. Para este proceso creativo, se han sumergido en la maestría de quien fungió como un auténtico pionero de la moda en las décadas de los 50, 60 y 70. La inspiración extraída de este ícono no es solo un acto de reverencia hacia el pasado, sino una fuente dinámica de innovación que enriquece la visión contemporánea de esta Casa de Moda. 

Sobre la marca: BERHANYER, una casa de moda emblemática, fusiona la distinción clásica con la vanguardia más actual. Fundada en 1986, la marca ha dejado una huella indeleble en la historia de la moda española y ahora en 2024, bajo la dirección creativa de Sergio de Lázaro, la casa se embarca en una nueva era, manteniendo la esencia y el legado de su fundador mientras abraza la modernidad e innovación, comprometiéndose a redefinir los códigos de la moda contemporánea, fusionando la artesanía tradicional con una visión fresca y progresiva.