Ler este post levarache 4 minutos! Desfrutar!

Solemos asociar el verbo desconectar con descansar. Sin embargo, basta con conectar contigo, con tu cuerpo y con tu mente, y escuchar cuáles son sus necesidades antes de que ambos te las pidan a gritos.

Muchas veces cuando el cansancio nos puede tendemos a buscar maneras de descansar el cuerpo: Una semana en una hamaca en la playa, un baño relajante, un masaje, etc. Maravillosas maneras de tomarse un respiro. Sin embargo, muchas de estas veces nos olvidamos de darle un respiro a la mente. Por eso os traemos estos consejos para desconectar en vacaciones

24 horas al día en modo ON, ¿te suena?

Responder a un email de trabajo desde la playa o atender una llamada urgente en mitad de una comida. «La vida avanza rápido y nos han contado que cuanto más hagamos mejor, así que nos faltan las horas. Parece que se trata de aumentar la productividad constantemente y así ¿Quién va a descansar? Siempre va a haber un email que contestar o una tarea por realizar. Por eso, hoy en día es importante encontrar maneras de priorizar descansar cuerpo y mente», explicaIxi Ávila, coach de Inteligencia Emocional.

Desconectar para conectar: Tips para conseguirlo este verano

1. Trabajar al trabajar y descansar al descansar

Marca límites en el tiempo. Al intentar hacer más de una cosa a la vez, divides tu energía mental y física y reduces tu productividad. Por eso, es importante separar trabajar y descansar y decidir cuánto tiempo quieres dedicar a cada verbo. Es el primero de los consejos para desconectar en vacaciones.

Marca un hueco en el calendario para descanso y respétalo. Si no está en tu calendario, no lo priorizarás. Una vez que hayas priorizado el descanso, puedes crear una estructura flexible con tiempos marcados para trabajo y descanso, y si alguna oportunidad de trabajo surge, puedes recuperar el tiempo de descanso más tarde como recuperarías las horas de trabajo.

Puedes crear estrategias que te ayuden a cumplir los límites marcados como hacer saber a las personas que viven contigo que cuando llevas auriculares significa que estás trabajando o hacerle saber a tus clientas/es, jefas/es o compañeras/es que vas a mirar el email en dos o tres momentos puntuales del día y que tendrás el móvil en modo avión por las noches.

2. ¿Descansar Mentalmente? Encuentra tu manera

Marcar un momento para descansar el cuerpo es relativamente fácil, pero ¿cómo se descansa la mente? No se trata de dejarla en blanco. Sólo conseguimos descansar mentalmente al conectar con el presente, con nuestro cuerpo, y escuchar nuestras necesidades.

Tener un hobbie es esencial para descansar y recargar pilas. Hay quien descansa mentalmente bailando. Hay quien medita, hay quien lee novelas. Se trata de encontrar tu manera, y hacerle hueco en el calendario. Sea cual sea tu fórmula para descansar la mente, hay algo que es imprescindible para todos: No hacer NADA y dormir. Esto también forma parte de los consejos para desconectar en vacaciones que te ayudará.

3. ¿Dormir = Descansar?

¿Sabías que las horas de sueño perdidas no se pueden recuperar ni compensar durmiendo más otro día? Se acumulan y poco a poco acaban teniendo un efecto en nuestra salud.

¿Y qué pasa si al dormir no descansas? ¿Te pasas en la cama horas pero no hay sueño? Hay diferentes herramientas que se pueden utilizar para enseñarnos y aprender a descansar. No comer dos horas antes de dormir y cortar la cafeína desde la hora de comer ayuda. Crear un horario de sueño determinado para que poco a poco tu reloj biológico se vaya regulando también. Tener el mismo horario de sueño, o al menos el mismo número de horas de sueño cada noche, te ayudará a descansar cuerpo y mente.

4. ¿No tienes tiempo? Descansa más

¿Y de dónde saco el tiempo? ¿Si no me cabe todo lo que tengo que hacer en el calendario cómo voy a añadir descanso? Cuanto más agobiada/o estés, más descanso. Al descansar aumentarás tu productividad. Es mejor trabajar 2h al 100% que 5h al 30%. Marca un momento de descanso en tu calendario cada día y créate un horario de sueño. Es uno de los consejos para desconectar en vacaciones más fundamentales.